Estudio científico revela que NO existe el gen de la homosexualidad

Se descarta la idea de que la atracción por las personas del mismo sexo depende de un único gen.

Los investigadores de la Universidad de Harvard y el Massachusetts Institute of Technology (MIT) escanearon los genomas o composición genética completa de 477,522 hombres y mujeres de Estados Unidos y Europa, a quienes también se les preguntó si tenían solo parejas del mismo sexo o si también tenían parejas del sexo opuesto.

Como resultado, encontraron miles de variantes genéticas que podrían relacionarse con entre el 8 – 25% del comportamiento homosexual en toda la población.

El estudio concluye que «el comportamiento sexual entre personas del mismo sexo está influenciado no por uno o unos pocos genes, sino por muchos. Sin embargo, quedan por explorar muchas incertidumbres, incluida la forma en que las influencias socioculturales sobre la preferencia sexual pueden interactuar con las influencias genéticas».

Imposible de predecir

Ben Neale, profesor asociado en la Unidad de Genética Analítica y Traslacional en el Hospital General de Massachusetts, que trabajó en el proyecto, dijo que «no hay un solo gen homosexual sino la contribución de muchos pequeños efectos genéticos dispersos por todo el genoma».

Aunque la genética sigue siendo un factor contribuyente muy importante en el comportamiento sexual, Neale aclara que «una prueba genética para determinar si vas a tener una relación homosexual no funcionaría».

«Es efectivamente imposible predecir el comportamiento sexual de un individuo a partir de su genoma», reconoció.

David Curtis, profesor honorario del Instituto de Genética de la University College London (UCL), dijo que el estudio muestra que «No existe una variante genética en la población que tenga un efecto sustancial en la orientación sexual. Incluso si la homosexualidad no está determinada genéticamente, como muestra este estudio, eso no significa que no sea de alguna manera una parte innata e indispensable de la personalidad de un individuo».

Esta investigación «confirma la idea establecida desde hace mucho tiempo de que no hay un grado concluyente en el que la naturaleza o la crianza influyan en el comportamiento de una persona homosexual».

https://science.sciencemag.org/content/365/6456/eaat7693

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: