La sífilis congénita causa 200 mil muertes fetales y neonatales / año

La sífilis es una de las infecciones de transmisión sexual más comunes en todo el mundo, con unos 6 millones de casos nuevos cada año.

Cuando una mujer embarazada es infectada por la bacteria Treponema pallidum que causa esta enfermedad, y no recibe el tratamiento, trasmite la infección al bebé durante la gestación, lo que se conoce como sífilis congénita. Si una mujer embarazada que está infectada no recibe un tratamiento temprano y efectivo, puede transmitir la infección al feto, lo que se denomina sífilis congénita, que a menudo es fatal.

La sífilis congénita también puede causar bajo peso al nacer, prematuridad y deformidades congénitas. 

 Un informe reciente de la Organización Mundial de la Salud (OMS), alerta de que aún se producen alrededor de 661.00 nuevos casos / año de sífilis congénita.

Según el último informe sobre la sífilis congénita elaborado por la OMS, en el año 2.016 se registraron más de 200.000 muertes fetales y de recién nacidos.

La sífilis congénita se puede prevenir con un tratamiento antibiótico que la madre debe tomar en el primer trimestre de embarazo.

La sífilis congénita es una enfermedad que suele ser mortal, pero también puede causar bajo peso al nacer, prematuridad y diferentes malformaciones congénitas.

La sífilis congénita es la segunda causa de muerte fetal prevenible en el mundo, después de la malaria, y aunque algunos niños no muestran síntomas de sífilis en el nacimiento, estos pueden llegar a aparecer a las pocas semanas, o incluso años después.

Para evitar que el feto se contagie, la madre infectada de sífilis debe ser tratada con Penicilina Benzatínica al inicio de la gestación, o al menos durante el primer trimestre.

La OMS considera necesario que a todas las mujeres y a sus parejas se les proporcionen los medios necesarios para el diagnóstico y el tratamiento tempranos como parte de la atención prenatal.

Según la OMS gracias al trabajo que se desarrolla para tratar de erradicar la sífilis en madres e hijos, hoy esta enfermedad ha desaparecido en varias partes del mundo.

Lo más importante es la práctica del sexo responsable, la planificación de la familia, los controles médicos antes de la concepción, el uso de anticonceptivos, especialmente los de mayor duración como los implantes o métodos definitivos com el Pomeroy y la Vasectomía. El uso de condones para evitar las infecciones de transmisión sexual.

https://www.who.int/reproductivehealth/congenital-syphilis-estimates/en/
https://journals.plos.org/plosone/article?id=10.1371/journal.pone.0211720

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: